Alma mater

Nudo dogal

jueves, marzo 24, 2016



 Cuando hablar no sirve de nada,
y callar es la mejor fórmula de tortura.

Es como enfrentarse a un enemigo invisible
(al nunca has conocido)
o sobrevivir en medio del océano
(sin saber nadar)

Tanto echar de menos se me empieza a hacer de más,
demasiado espacio, tan poco tiempo,
y el castillo donde solíamos huir a escondernos
hoy es un espacio vacío sin siquiera granos de arena.

Es como llorar lágrimas de fuego
(que ni matan ni abrasan)
o amputarte a ti misma el órgano que más te duela
(y que pese a todo, siga doliendo)

Y ya no habrá sonrisas que cosechar en verano,
ni sueños que plantar en otoño.
Se acabaron los cuentos, nos quedamos sin juegos,
nuestro tiempo son solo ecos de un pasado que llegó ayer,
que no estará hoy, y que araña con desprecio el mañana.

Es como apuñalar a tu mejor amigo
(y que éste no sienta nada)
o dejar que te aten un nudo en la garganta
(y aún así consigas respirar)

Es como vivir con una cadena entre los pies,
deshojando tus alas a cada paso,
desangrando tu pasado en cada suspiro,
maldiciendo tu incrédula existencia.

Porque no puedes hablare de soledad
a quien nunca ha sentido frío.







Sorteos donde participo:
http://www.ellectorquellevasdentro.com/2016/03/sorteo-nacional-10-libros-sortear.html




También te puede interesar

2 plumas negras

  1. Hola!!
    Lo has escrito tú?? Pues me ha gustado mucho, así que felicidades, escribes muy bien :D
    Mucha suerte en los sorteos!
    Besos <3

    ResponderEliminar
  2. Vaya, qué inyección de sentimientos. Qué chulo, muchas gracias por compartirlo.
    un beso

    ResponderEliminar

Participo en...